Idioma: Español
Fecha: Subida: 2021-05-20T00:00:00+02:00
Duración: 1h 26m 36s
Lugar: Jornadas
Visitas: 921 visitas

Abordaje de la salud de las mujeres mayores desde una perspectiva feminista

Descripción

Se trata de la octava edición de las Jornadas para jóvenes investigadoras e investigadores que celebra el Máster en Salud, Mujer y Cuidados

Transcripción (generada automáticamente)

Daros las buenas tardes a toda ella, todos a esta jornada de Juanes investigadora e investigadora, en primer lugar, agradecer a Ismael, como coordinador del mar, salud, mujer y cuidados que me haya invitado a formar parte de la mesa para celebrar lo que entiendo que es una actividad en la que los las alumnas de los alumnos de la parte central. Yo, por circunstancias, cuando pensamos en la instrucción que iba a hacer personales, he vuelto a acercar los últimos días a la dimensión más asistencial de los cuidados enfermero, y eso me ha permitido como recordar lo valioso del objeto de nuestro quehacer profesional, que era la persona en el centro de la respuesta frente al problema de salud como eje que, que, en el que se en el que se colocan los lo que hacemos, no nos cuidaba, que es verdad que nos ocupamos de personas y esta persona se encuentra en el momento y situaciones en las que su vida se vea amenazada en su curación o en su calidad o en su dignidad o en todas las las dimensiones. Al mismo tiempo y esto pone de manifiesto la trascendencia que tiene lo que hacemos. La importancia del significado, el cuidado que sostiene la vida, que la nutren o que la ayudará a seguir caminando hacia su final en alguna ocasión, y eso cuidado, que precisan las personas que como enfermeras atendemos, pues no pueden permitirse no ser excelentes y por ello más que nunca, pues yo me reafirmo en la necesidad de profundizar, en lo que hacemos como autónomo para ofrecer un cuidado que se ajuste a lo máximo posible, a las necesidades de quienes viven, y esa profundización solo es posible si analizamos lo que hacemos y genera conocimiento nuevo mediante la investigación como herramienta imprescindible para ir dada la naturaleza de la investigación. Cuidado, pues ya me ha venido a visitar un texto de un filósofo, Camp Nou como montón y que quería compartir con él, porque me ha parecido que conecta de lleno con lo que con lo que necesitamos nos dice así. Bueno el texto de Josep María Esquirol, de su libro La resitencia íntima, y así hay mucha presión para reducirlo todo a simples hechos de dato, pero la vida se resiste a tal reducción. Cada persona es un acontecimiento inefable no puede ser. Dicho explicado o descrito con palabra. Un acontecimiento es un hecho desbordante de significación o un hecho cuya significación pide. Es evidente que cabe explicación causal. Sin embargo, la pertinente aplicación no agota la significación, el mundo humano. Rebasa los ingleses, se cuidar para mí; siempre ha sido base de lo cotidiano, y a veces esto no nos puede parecer demasiado simple y que no es valioso, importante, nevar sin embargo. Todos sabemos lo que ello significa en la vida de la persona y para terminar, pues dejaron también con otra breve reflexión de este autor. Me parece que nos invita a no perder la perspectiva de lo que hacemos en el sentido de la importancia y la y el valor que tiene inicia así. Evitemos buscar siempre lo extraordinario de lo simple. Ya no aprendamos a apreciarlo porque, desde cierto punto de vista, en lo más sublime de todo lo que hacemos, ocuparnos de esa cosa que de lo cotidiano, de los simples sencillo. Pues entonces os animo a seguir investigando y seguir profundizando en lo que lo que da sentido a lo que hacemos desde el punto de vista profesional y ya sin más me pongo a disfrutar con vosotros de Cerrato, que vamos a pasar con mucha guerra, muchas gracias, Beatriz. Cómo vamos un poquito de tiempo, no por este retraso lo vamos a explicar un poquito como se va a desarrollar la tarde, pero muy rápido y se olvida. Le damos paso a la principal marea la doctora Mónica Toro y a la cual presentaremos como como es debido a lo largo de esta tarde. Se tiene una conferencia principal, la cual además le ponen título a estas jornadas y de esta conferencia principal que ahora presentaremos. Realizaremos una mesa redonda, que llevamos ya varios años haciendo con regresado del lado de Mary más. Este año además vamos a tener vamos a tratar una serie de problemas que están muy de actualidad entre ellos, pues violencia en el ámbito de la adolescencia y otros problemas que están muy candentes y que nos van a tratar dos ingresados, una escuadra inglesa del máster, porque la Región de Murcia están ocurriendo una serie de vamos a llamar violencia y violencia institucional sobre mujeres que tienen que abortar como consecuencia de enfermedad grave o malformaciones, y están demostrando las autoridades, pues que faltaba por humanizar nuestros servicios de salud, y gracias a Jorge y a María Alonso vamos a poner a ayudarles, a poner esta problemática sobre sobre la mesa y después finalizaremos también con una mesa redonda, en este caso del máster en salud, mujer y cuidado, que nos irán dando una serie de avance sobre su Trabajo. Fin de, Máster, de acuerdos. Son trabajos que han acabado el tiempo, pero que tienen una gran diversidad y que nos van a abortar, pues las inquietudes de un alumnado que año tras año, pues con mucho esfuerzo acaba sacando el master adelante y me gustaría agradecerle el esfuerzo extra que estos dos últimos años están haciendo. En cuanto a compatibilizar estudios, familia y trabajo en unos momentos tan, tan difícil, espero que estas enseñanza y que esta formación le sirva no solo para crecer profesionalmente sino sobre todo para que a partir de junio, cuando agresión que cada problema que se encuentra en su día a día lo puedan mirar de estas gafas, violetas y además puedan emprender nuevos proyectos para seguir creciendo y creciendo, sobre todo en equidad y en igualdad, yo no quiero robarle más tiempo porque vamos a ir un poquito de retraso, así que voy a presentar a la ponente de esta tarde la doctora Mónica Montoro, a la cual está muy agradecida por aceptar una entrada, nos nuestra invitación a participar en esta jornada. Ella nos habla sobre el abordaje mayores desde una perspectiva feminista y con un enfoque de pulso vital para las personas que no conozca a la doctora Mónica Ramos. Os voy a hacer una pequeña presentación seguro que podríamos decir mucho de ella, pero bueno, vamos a intentar ser también un poco rápido. La doctora Mónica es antropóloga y feminista. Cursos de doctorado. La Universidad autónoma de Madrid. Por ello tiene el título de doctora en Antropología Social y su tesis fue premiada con el Primer Premio de Investigación en el, del Grupo nueve de Universidades, en la categoría de Mejor Tesis, Doctoral, esto después le llevó a publicarla en 2010, en Bellaterra un título, envejecer siendo mujer y dificultades, oportunidades y lentos, una amplia formación en Gerontología investigación social, comunicación y habilidades sociales y estudios de género. En cuanto a su actividad profesional es profesora asociada en la Complutense de Madrid, es socia fundadora y directora del Instituto de formación en Gerontología y Servicios Sociales, y compagina su labor docente e investigadora con intervención social y consultoría social. Tiene una gran formación, sobre todo centrada en Antropología Social, Antropología y Gerontología feminismo y género intervención social como mayor violencia de género, lo cual, pues la convierte en una ponente totalmente vinculada a lo que trabajamos más fuera de ese ámbito, asociado a ese ámbito profesional y de educación. También colabora en numerosos proyectos de investigación y de I mas D, y todas sus publicaciones científicas o la mayor parte de sus publicaciones científicas, están fundamentadas. En el tema de del cual ella es experta, que es el envejecer de la mujer, no podíamos seguir, porque es miembro de numerosos grupos de investigación, consejo y sociedades científicas, pero creo que en vez de nombrarlo pues vamos a dar pasos para no robarle tiempo y poder disfrutarlas durante durante esta hora Mónica. Muchas gracias. Pues con nosotras y cuando quieras muchísimas gracias. Verdad? Y muchísimas gracias por haberme invitado a este máster ilusión. Cuando la invitación primera por parte de la empresa Beatriz lindo por parte de Ismael Jiménez y la verdad es que dije desde el minuto uno que sí siempre y cuando se pudiera encajar la fecha, que al final, como tienes tantas cosas, pero estoy encantada de poder estar aquí y espero que al menos la obra que vamos a estar os pueda servir de nada. Yo dentro ya directamente materia lo que yo quiero abordar os lo voy a decir en una en una frase fundamentalmente. Lo que quiero abordar es el abismo, y el machismo son dos discriminaciones que generan desigualdad e impiden abordar adecuadamente las dolencias y malestar que manifiestan las mujeres. Por eso concluye Ana, empieza con esa, es la idea y va a estar en esta ponencia y concluirá planteando que es absolutamente abordar la salud de las mayores desde una perspectiva feminista y con un enfoque de pulso vital, y entendiendo, siendo en este máster trabajar, pero no se hace tanto, siempre es bueno, pues es importante adquirir estos dos enfoques. El Ministerio, o que habitan para mostrar precisamente cómo los patrones y los roles de género que han desempeñado las mujeres a lo largo de sus vidas tienen un impacto en la salud integral cuando llegan a Berger y, lo que también es cierto que no voy a tratar de poner en las propias trayectorias vitales de las propias mujeres. También establecen diferencias cuando llegan no todas han pasado por las mismas situaciones. Sabemos que el género es una variable cultural que genera desigualdades, pero, al igual que hoy día se ha podido trabajar y tienes más recursos económicos, depende mucho del estado civil, es decir, ser soltera, es un factor protector y al estar casadas; un riesgo de que hay situaciones también estable. Este es un poco el telón de fondo de esta idea, y yo me voy a centrar fundamentalmente en cuatro puntos, porque, como no sé el conocimiento o no que tenéis de envejecer del envejecimiento y del género nadar como una primera primer punto. Voy a plantear lo novedoso y todavía lo reciente que se les vio las tres mayores como campo de investigación, también. Cuáles son las representaciones o ideales que tenemos nuestras ida? Hace que el envejecimiento de la cpi, las personas mayores, que son unas representaciones sociales muy negativas. En tercer lugar, voy a combinar ese abismo con el machismo, para visibilizar el doble rasero. Existe para el género, para las mujeres, decir combinamos el abismo y machismo y tenemos un doble estándar, y una doble discriminación, y en el cuarto punto, abordar el impacto que tienen las desigualdades por género, sobre la salud de las mujeres, son los cuatro puntos que a abordar y acabar con unas conclusiones. En cuanto al primer punto, lo novedoso que es el estudio de las mujeres mayores como interés científico, en primer lugar os tengo que decir que a pesar de lo destacado, lo importante de impresionante ha sido la de la Humanidad de la esperanza de vida que tenemos en estos momentos y de la creación de sociedades longeva a escala mundial, que para 2030 la población de más de 65 años se estima que será más o menos el 16 por 100 de la población, lo cual es tanto tantísimo. Sin embargo, no ha sido hasta fechas muy recientes, cuando las temáticas relacionadas con 500 han incluido la agenda política, fundamentalmente a partir del año 2002 cuando la Asamblea Nacional, cuando la Asamblea de Naciones Unidas , en la segunda Asamblea Mundial de España, fue un pistoletazo para el envejecimiento más, pero estamos hablando del año 2002. Entre otras causas, esta desatención se debe a la escasez de investigaciones, todavía sobre envejecimiento, sobre personas mayores. Lo impide verdaderamente un diagnóstico adecuado a nivel económico, a nivel demográfico, a nivel social, ecológico, acertado sobre todas estas cuestiones, y ocasiona todavía una invisibilidad social y política al respecto. En segundo lugar, igualmente importante es el fenómeno de la acción, ya que la proporción mundial de mujeres en hombres, es decir, significativamente avenida ha aumentado. Sin embargo, tampoco la feminización del envejecimiento ha dado lugar en general ni a una formulación de políticas y sobre una situación de las mujeres mayores como una prioridad. Atender todas las regiones del mundo se va hablando cada vez más, pero todavía sigue siendo algo, no no, no central. Por ello, la dimensión femenina del viento y la situación de las mujeres mayores. Siguen siendo cuestiones pendientes todavía en la agenda nacional. También sabemos que los múltiples actores influyen en el proceso de envejecimiento. Supongo que sonará el paradigma del envejecimiento activo, que precisamente la oms presentó en la Asamblea Mundial del envejecimiento en 2002 En ese paradigma, una de las cosas que se plantea, uno de los factores transversales más importantes para tener un buen envejecimiento o para poder analizar adecuadamente esa género, ya que una de las cosas que observamos cuando hagamos una perspectiva de género la investigación, es que no envejecemos igual. Sin embargo, sorprende la escasa investigación que hay es una de las desigualdades de género en la vejez, y esto se debe fundamentalmente cómo me imagino que lo trabajaré muy bien, más al desguace, el pico que caracteriza a las ciencias sociales en general también a la idea, que es una de las que, en las que yo más estudio más investigó un sesgo que pone de relieve, que ha sido precisamente el feminismo, dado los fundamentos que han permitido tanto cuestionar cómo superar este sesgo como desde una perspectiva de género. También hemos podido visibilizar desde los Estudios Feministas las desigualdades y discriminaciones estructurales que el sistema patriarcal impone en navidades. Por lo tanto, el feminismo es absolutamente crucial para poder investigar perspectiva. Sin embargo, las cosas que quienes hemos investigado sobre ella y desde el feminismo nos hemos observado es que los Estudios Feministas prácticamente no han puesto su foco de atención en el envejecer ni; tampoco la Gerontología se ha servido de manera general de las aportaciones de los feministas para estudiar las desigualdades de género. Lo de que el feminismo haya puesto su atención en el envejecimiento también es cierto que es lógico, porque las feministas, las feministas han ido estudiando aquellas cuestiones que consideraban relevantes más importantes en mi caso yo empecé desde muy pronto interesarme por y cada vez; ahora no puedo decir. Es que cada vez ha tenido más relación a estas dos cosas por parte del PP, es que no necesariamente son mayores dentro de una feminista, sino están investigando otras cuestiones y ha empezado a relacionar feminismo. Por tanto, es muy importante destacar y por eso lo quería atraer en esta charla lo reciente y lo novedoso es todavía el abordaje del envejecimiento desde una perspectiva de género y en estudio de las mujeres mayores como interés científico. De hecho, cuando yo leí mi tesis pues se estaban empezando a aparecer alguna investigación más y desde entonces a esta parte, si os puedo asegurar que está teniendo una mayor repercusión bueno pues entre otras cosas por esto mismo porque yo también de muchas otras personas que están investigando desde perspectivas de envejecimiento también están dando dándole visibilidad. Yo siempre que me piden ir a los medios hoy a todos los medios de comunicación para hablar de esto, es la única forma de que haya personas en muchos ámbitos que tengan un interés en investigar y seguir avanzando en aplicar una perspectiva de género en el estudio. Esto como primer punto del segundo lugar, quería traernos las representaciones sociales que tenemos todavía nuestra sociedad sobre las representaciones, muy a la vista del abismo supongo que lo conoceréis. Este contexto, aunque la rai no lo contempla, todavía, contempla otras muchas discriminaciones, pero el abismo, introducido en un contexto, es la discriminación por edad, pero cuando nos situamos en las personas mayores el derecho de que se discrimina a las personas mayores, bueno, pues históricamente el estudio del envejecimiento se ha situado fundamentalmente en el ámbito de la isla, y eso ha tenido una serie de repercusiones y, fundamentalmente, el que estas tareas, las mismas investigarán. El envejecimiento se ha dado, porque las representaciones sociales y modelo de representación cultural existe sobre el envejecimiento, lo asocie a la enfermedad decadencia de período, con la consiguiente distorsión del modo en que percibimos a las personas mayores y de la forma en la que también se percibe. Evidentemente, ese modelo de representación también es absorbido por las personas mayores que viven en una sociedad que mira de manera privada. Esto, evidentemente, conduce a puede conducir a actitudes importa sobre todo, paternalistas, incluso, aumentar la vulnerabilidad de las personas. Yo aquí no me puedo entretener más, pero sí por lo menos decir que soy antropóloga y trabajó mucho el lenguaje, porque el lenguaje estructura nuestra mente y nombra la realidad. Pues simplemente que reflexiona es la manera en la que nombramos a las personas mayores. Lo hemos visto permanentemente, durante la pandemia, como hemos estado escuchando los medios de comunicación, constantemente. Hablar de nuestros mayores bueno, es ese nuestro, es un lenguaje tremenda. Ha utilizado proteccionista paternalista, simplemente lo ridículo, que resultaría escuchar a un político hablando de nuestros no nos lo dicen nunca, y en los medios de comunicación, porque los adultos es la sociedad de una sociedad, es la que tiene derechos económicos políticos, pero nuestros mayores nos tenemos que proteger o sobre, como si fuéramos alguna manera, se les ve cómo hay que tutelar y luego otra manera de nombrar a las personas mayores ocasiones. Escucharé es abuelos buenos, es un rol familiar, pero es un rol que limita el rol social que pueden ocupar las personas mayores. Por lo tanto, es un bol a mí normalmente cuando digo esto no voy a decir muchas malas maneras que tenemos de nombrar, que se tiene de nombrar a las personas mayores. Siempre que digo esto me dicen buena Mónica, pero es que sea o no. Cuando decimos que los abuelos y abuelas están manifestándose por suspensiones, esas señores puede que no sean ningún abuelo ni abuela o muchos no lo sea porque no han tenido hijos o porque sus hijos mantenido nietos, con lo cual no abuelos, son personas que están defendiendo un derecho es el derecho a tener pensiones, a veces yo os traslado una frase de una escritora que es un solo en forma de entonces. Cada vez que pensemos en las personas mayores y se nos escape ir abuelos y abuelas o nuestros acordarnos de mí y en vez de tener tomar tanto cariño hacia las personas mayores, que hay que tomar más respeto y continuidad porque son personas a votar, y lo único que hace es que tienen más edad y otras adultas, yo creo que eso es muy importante. Por lo tanto, sobre el envejecimiento se tiene todavía una visión medicalizada, que lo sitúa como un proceso individual biológico y muy pegado a la edad biológica. Esta visión genera una mirada muy reduccionista que hace entender el envejecimiento como fenómeno, y lo digo entre comillas, curable, de ahí las famosas terapias a 30, el envejecimiento, la única alternativa. Ya sabemos cómo se muere la vejez, pero frente a un mal envejecimiento lo que deberíamos probar es aquello que sea un buen actor yo, con lo cual el envejecimiento no es un proceso curable, es un proceso natural de la vida y habría que estudiar todo lo máximo posible para ver de qué manera podemos, pero ese concepto de terapias y edad o al envejecimiento perturba mucho más de lo que nos podemos imaginar, porque muestra el envejecimiento como un problema como algo malo, que hay que evitar. De ahí que muchas personas mayores frenen sus deseos personales, porque pueden pensar que no son adecuados. En la etapa de la vida también está este modelo admirable. La vista nos hace ver y cumplir años acaba casi por entenderse como sinónimo de patología, y tiene como consecuencia última risa. Hacia el hecho de envejecer y la valorización de las personas, a las que evidentemente, se las más dependientes iba se retirar el trabajo. Estamos por un lado y diciendo que tenemos que cuidarnos lo más tarde posible, pero luego lo que vimos, que la gente se jubila mucho antes de lo que debería las grandes empresas y bancos. Pero también se las ve, o se las trata de entender como si fueran personas muy costosas para el Estado de bienestar. De ahí la gran privatización de los servicios públicos, esconde gran gran parte esa mirada neoliberal sobre la la, los servicios que deberían ser totalmente públicos. Por tanto, bueno, sintetizando este modelo biomédico genera una concepción muy tarea del envejecimiento que evidentemente insiste en ellos porque tiene consecuencias, especialmente las mujeres, genera, por lo tanto una idea de que la enfermedad y entonces hay que medicalizada y el envejecimiento es lo que suele suceder, se tiene una mirada ideología, es decir, todo recae en la edad cronológica en la categoría de edad y en el cuerpo, envejece, cuando parece que lo único que queremos es ese cuerpo envejecido, una mirada de la vista. Es decir, cuando se habla de vejez 500 personas mayores, se está hablando de desarrollo. De hecho, darnos cuenta de que, desde que nacemos, hasta que no sabemos que esos desarrollo, como cual tenemos una idea de que eso es algo positivo y a partir de la vez que hablamos de envejecimiento, de que nos hacemos, hablamos de envejecimiento, como si eso ya no obtuviera nada. También este modelo era la idea de una etapa totalmente separada del resto. No tenemos una mirada habitualmente, se entiende como que es una etapa distinta, totalmente distinta de la vida, y yo os menciona algunos autores, como argucias Sánchez y López Doblas que plantean. No se ha estudiado mucho más la pobreza de las personas mayores que la vejez de los pobres también se genera una idea de que las personas mayores son totalmente diferentes al resto y muy parecidas entre sí; por lo tanto, se tiende a homogenizar muchísimo a las personas mayores. Incluso se tiende a hablar de colectivo como si fueran iguales, cuando en realidad deberíamos hablar mucho más de Sanidad, y esto, todo esto tiene unas consecuencias muy graves, las de las personas mayores, como si fueran un grupo absolutamente frágil, dependientes vulnerable, y esto y podríamos insistir más. Pero no tenemos que acordarnos de la pandemia, como permanentemente esa manera ha apuntado a las personas mayores, como si toda exactamente estuvieran en la misma situación. Por eso, desde mi punto de vista, es imprescindible sacar el envejecimiento del ámbito solo de la del ámbito sanitario. Hay que llevarlo a todos los ámbitos profesionales, y hay que plantearse cómo se habla de envejecimiento en los medios de comunicación y cómo se habla de personas mayores. También es necesario tener un enfoque de vital para poder entender que el envejecimiento, que será a lo largo de toda la vida, y la vejez es una etapa más. Eso, un enfoque que nos entendería, que nos permitía entender que tanto el envejecimiento como la vejez son una sociedad, un modelo de representación, o se simplemente esquema quizá un poco el que tenemos y evidentemente ese modelo se puede cambiar permanente perfectamente, y es que de hecho se está intentando cambiar a través de diferentes paradigmas. La única manera de que podamos envejecer, sintiendo que es algo valioso, y todos éramos, porque si no, nos vamos a casa. Además, las personas mayores son uno de los grupos más heterogéneos que existen cuando hacemos es un dios vemos ya simplemente por todas sus trayectorias vitales, que pueden ser muy diversas, y por la cantidad general que abarca, pues evidentemente las personas mayores son muy heterogénea y deberíamos hablar más de políticas de envejecimiento mayores. Deberíamos promover mucho espacios y programas intergeneracionales. Se deberían realizar muchas más campañas para la contribución de las personas mayores, porque solo vemos o sólo se ponen una voz de la balanza, y parece que son dependientes, son costosas para el sistema del bienestar, pero no ponemos a un abismo como contribuyen a la economía nacional, como contribuyen a la economía comunitaria. Se iba incluso, como son consumidores de ahorradores, decir que al final se eligen aquellos datos de la realidad que tiene para mostrar mi imaginario. Bueno, en tercer lugar, aunque sé que voy un poco rápido, pero si no, no podemos darlo todo. En tercer lugar, hay un doble rasero para envejecer y, además del el abismo. No podemos olvidar que vivimos en sociedades patriarcales y machistas, así que al abismo se suma. Este machismo evidencia una doble discriminación. En las mujeres mayores por ser mayores observó en este sentido, observando que la discriminación por edad afecta más a las mujeres mayores que los hombres y que la discriminación por género afecta más a las mujeres mayores mujeres en nuestra sociedad se transmite permanentemente la idea de que es mejor ser joven y ser viejo es el hecho de ser hombre, tiene más valor el hecho de ser mujer y además muchas de las aportaciones que hacen las mujeres en Mérida son lo que refleja la falta de reconocimiento que tiene la edad hacia las mujeres. Hacemos lo que nosotros hacemos y esto se acentúa más en el caso de las mujeres mayores que ser mujer y ser mayo está doblemente y solamente os voy a poner unos pocos ejemplos porque no nos podemos centrar en esta ponencia ahí pero solamente para que veáis ese doble estándar y sé dónde rasero. Para envejecer hay un doble. Hay una doble vara de medir para hombres y mujeres, ya que ellos pueden hacer nada por nosotros, años mientras que en las mujeres parece que estamos permanentemente abocadas, enmascara lo que pone de manifiesto que la sociedad atribuye un significado diferente al envejecer los hombres y a Susan Sontag en los años 70 decía que mientras los hombres madura eso sigue totalmente vigente a día de hoy implica que, según los estudios al respecto a las mujeres se nos considera mayores a edades más tempranas y a los hombres. Lo que conocemos en antropología como la atribución social de la edad es decir, que pesa más sobre las mujeres y sobre los hombres la edad cronológica y la atribuida socialmente, y este hecho es especialmente grave o nos perjudica más desproporcionadamente a las mujeres, ya que además de media son las que vivimos más? Por lo tanto, se nos ve mayores a las tempranas y encima vivimos más tiempo. Otro aspecto muy importante que se debe este doble rasero es que a medida que las mujeres envejecemos, se observa dinero tienen valor, está vinculada nuestro cuerpo, un cuerpo que pierde estimación social al no cumplir con las prescripciones de la belleza impuesta por las edad, como son la la, la piel arsa en las canas y el cuerpo, esbelto. El mensaje que se nos transmite permanentemente a la supere es que debemos esforzarnos en parecer ya que una de las prescripciones asociadas al género femenino es la belleza, pero ésta se encuentra unida exclusivamente al descuento, un ejemplo muy tonto, pero para que veáis hasta hace muy poco el Dalai Lama es es un ser espiritual dijo hace dos o tres meses, que intuía que se iba a morir y que pronto iban a hacer un nuevo al Dalai Lama e iba a ser y se quedó tan ancho cuando dijo que esperaba que fuera ella quien había. Pero si hasta un hombre tan espiritual dice algo así, pues ya es como que Apaga y vámonos. Nos quedan muy pocas las mujeres. Podemos seguir pensando que tiene que ser parte de nuestra esencia, de ahí la necesidad y la venta constante de las primas a las primas, intestinos las canas de la cirugía estética, es decir, una falta que nadie nos tenga para una pistola en la cabeza para que todo eso lo pongamos en práctica, y esto, sobre todo las cirugías estéticas, tienen consecuencias buenas. Además, la belleza de las mujeres supone al final de su vida reproductiva otra de unos aspectos que destinan a la feminidad en términos tradicionales y por eso la menopausia lo sabéis muy bien. No voy a entrar ahora aquí pero a mediados de los años 90 la menopausia que se consignó se había considerado hasta entonces, se le había dado ninguna importancia. De repente a mi amigo del año 90 se consideró una enfermedad y había que a través de una terapia hormonal, sustitutiva ya sabéis perfectamente, con estudios longitudinales, que ha demostrado que no solamente no cumplía con ninguno de los beneficios, que decía cómo era reducir las cardiopatías, sino que en realidad las aumentado y aumentado las mujeres que lo consumieron el cáncer de mama, y la la, la gravedad ese cáncer. Por último, ya este es el último aspecto, mucho más, pero en este doble estatal, si nos fijamos en los medios de comunicación, en las películas, en las series, en la música, etc. Pocas veces encontramos a mujeres mayores como protagonistas de historias, y cuando lo son se dirigen a un público minoritario. En general, las mujeres mayores aparecen con un papel secundario en el que su sexualidad ya ha sido anulada. Su valor depende de su capacidad como cuidadora, como abuela, como madre vial, y se ignoran, por supuesto sus necesidades, sus inquietudes o sus proyectos vitales. Además, todos estos estereotipos influyen en nuestra actitud hacia las mujeres mayores, sino que pensamos de ellas, desde tratarlas como torpes o tontas y a ejercer. Cierto paternalismo sobre ellas infravalorar sus deseos, inquietudes o la idea de que pueden cambiar y que pueden mejorar, y esto sí si me importa incidir en ello a profesionales de enfermería y a profesionales de la salud, porque se tiende a tener una mirada muy paternalista sobre las mujeres mayores. Tenemos que tener una mirada preguntar y escuchar a todas las mayores. Delante se encuentran en la misma situación o son igual? Estas actitudes desde luego están muy ligadas, por supuesto, a la edad y al envejecimiento. En general, se tiene una mirada negativa sobre el envejecimiento en general sobre las personas mayores, pero mucho más en el caso de las mujeres, más bueno ya pasó al cuarto punto, al impacto que tienen las desigualdades por edad y género o una salud integral bueno, para abordar la salud en la vejez es necesario, por lo menos desde mi punto de vista, tener en cuenta el genio, porque nos permite reconocer las dificultades y las desigualdades. En este grupo además podemos observar que las políticas de salud, la mayoría de los casos en atención para, sin tener en cuenta la edad o para la población mayor, sin tener en cuenta, por lo tanto las mujeres mayores no reciben la atención adecuada; o, en el peor de los casos, quedan excluidas desde una perspectiva las desigualdades sociales institucionales. Desde luego, el resultado de las interacciones de diversos pactos puede ser el género. Hubiese la clase social, la etnia, la orientación sexual, y todas las. Las personas somos discriminadas en todas estas y de múltiples características que genera nuestra identidad, no por ello la interrelación de estas distintas discriminaciones que una persona puede vivir a lo largo de su vida, crea desigualdades sociales aún mucho más complejas cuando llegan a la mujer, porque son un sumatorio y, como os podéis imaginar, cuando llegamos a todas. Estas desigualdades que hemos arrastrado no desaparecen, sino que, en este sentido, las desigualdades en relación con el género y edad deben tratarse desde un punto de vista bioética, ya que si se abordan por separado y oculta, por un lado el diagnóstico, pero también la intervención en tratamiento y las opciones más apropiadas para hombres y mujeres. Además, una de las cosas que hemos observado, cuando hacemos investigación con perspectiva de género en el envejecimiento, es que se ve clarísimamente cómo los patrones y los roles de géneros desempeñados por las mujeres a lo largo de su vida. Explica gran parte de las desventajas, las carencias y de los problemas que tienen de salud cuando llegan a la hay, y hay que tener ese análisis macro natural, porque si no tenemos esa imagen, esa mirada nos nos perdemos por saber qué es lo que les pasa a las mujeres mayores, y situamos en la biología en su sexo. Muchas de los problemas que nos encontramos y hay que hay que reconstruir. Esa es la idea de que está pegada a la biología porque hay muchísimos factores de género y socioculturales que han generado desigualdad y que han provocado. Una peor salud, por eso es necesario incorporar la perspectiva de género, para evidenciar las desigualdades como resultado de las distintas oportunidades de las limitaciones y acceso a recursos que han caracterizado las etapas de su vida anterior, sin olvidar siempre yo insiste en esto, sin olvidar al mismo tiempo, la heterogeneidad que existe entre las mujeres mayores, como resultado de la diversidad de ese es el análisis micro no? Yo, como antropóloga siempre tengo un análisis micro, pero ese análisis será dentro de estructuras y hay que tener siempre en cuenta esas estructuras para entender este análisis micro, y estas trayectorias diversas muestran fundamentalmente y las mujeres son heterogénea, y lo vemos a través de variables, como la clase y niveles destrucción, lo que han experimentado la la capacidad que han tenido de toma de decisiones en su vida, si han tenido o no hijos tiene también consecuencias sobre su vida, todo está teniendo muchas consecuencias y, por lo tanto, marcan las diferencias biográficas lo largo de una vida, pero especialmente cuando bueno, a continuación os voy a plantear cómo inciden en la salud integral de las mujeres mayores. Estos mandatos de género, en los que sean las mujeres mayores de hoy y los roles de género que han desempeñado a lo largo de su vida y que siguen desempeñando muchas de ellas, por un lado aparece constantemente en investigación cualitativa; los estudios demográficos aparece claramente un bajo nivel de instrucción. La discriminación de género que sufrieron el impacto, ya emerge ante los relatos de las empresas mayores como uno de los motivos más poderosos, que las impidió -la no estudiaron porque no las dejaron; nacieron en una época en la que no pudieron, y cuando muchos quisieron hacerlo, luego lo tuvieron muy complicado, especialmente las que se casaron la descendencia, y el poder seguir estudiando era un hándicap y una situación muy problemática. Por eso las que eligieron quedarse fronteras son las mujeres que tienen un nivel de formación más elevado cuando llegan a la adhesión. Por lo tanto, eso ya le han estado civil marca, y el bajo nivel educativo es una de las cosas que hemos visto. Es algo, es un determinante social de la vida y afecta a su posible capacitación, por ejemplo, para aprender nuevas tecnologías. Ahora que estamos hablando tan de la importancia de la telemedicina, de que puedan a aplicar bajas a las apps, eso es muy complicado para mujeres que tienen un bajo nivel formativo, insisto, no, no todas las mujeres mayores tienen un bajo nivel de formación, pero sí muchas, especialmente las que tienen las que superan, los 80 pertenecen a generaciones que les costó y que por muy difícil para ellas también una de las cosas que observamos, bajos niveles económicos, bajos, niveles de recursos económicos, los ingresos económicos son significativamente inferiores en el caso de las mujeres mayores en el caso del primero, por la dependencia, que tienen de pensiones no contributivas, y por las pensiones de viudedad hay más del doble de viudas, pero incluso las mujeres mayores que tienen una pensión de jubilación más bajas son porque evidentemente ya sabemos no vamos a entrar aquí pero trabajaron en sectores feminizados con unas cotizaciones. Basta a veces entrando y saliendo del mercado laboral para poder compaginarlo con sus con su trabajo doméstico. Por lo tanto, han cotizado menos tiempo y pensiones depende de que los servicios también evidentemente, que se prestan en nuestro Estado del bienestar. Si tenemos muchos servicios públicos que atiende desde el punto de vista sanitario y sociosanitario más mayores, no sería un problema que tuvieran bajos recursos económicos, pero como ya sabemos que no todo se consigue a través del estado de bienestar que estas mujeres tengan o necesiten acceder al mercado privado para adquirir servicios o prestaciones sociosanitaria. Sabemos que es muy complicado porque, con lo cual es una situación de desigualdad frente a los hombres de sí mismas. También hay muchas más mujeres mayores viviendas, horas, y aquí quiero insistir en que esto se debe fundamentalmente, a que tienen una mayor longevidad y a que normalmente aquellas que se casaron se casaron con hombres mayores que ella. Por lo tanto, normalmente se quedan y, por lo tanto, viven solas. Pero yo aquí quiero decir que esto tiene. Esto es una cuestión ambivalente. Por un lado, es un éxito que las mujeres puedan seguir viviendo solas. Hasta edades demuestra su autonomía y la capacidad que tienen de vivir solas, porque todas ellos sigan siendo amas de casa y se defiende muy bien. El problema viene cuando en edades muy avanzadas no tenga recursos y apoyo de se casaron y sus maridos murieron, y a lo mejor fueron dependientes, fueron cuidados por ella. Si ella se hacen mayores y necesitan cuidados sabemos que no los van a tener, y si lo reciben, sabemos que va a ser por alguna mujer de una familia, lo cual se vuelve a la vez a reproducir el sistema de cuidados a todas las edades o tienen que entrar y tienen que ir poder acceder a los recursos públicos de los servicios sociosanitarios, y en ocasiones ya sabemos y no se cumplen o que son muy buenas que ver cómo está el sistema, pero si quiero en que hay que tener cuidado con solo ver la soledad como algo negativo es negativo, en el sentido de que una mujer se puede quedar aislada o, si puede quedarse y con falta de recursos, pero también hay que ver en positivo y también para muchas de ellas indica una autonomía personal y para una liberación ya de sentir, de estar solas en casa y poder hacerlo. Aquí también hay que hablar del elogio de la sonda en relación con los bajos ingresos y con la viudedad. Las mujeres mayores tienen menos posibilidades, por ejemplo, de reparar, de modificar o de adaptar sus viviendas a las necesidades a medida que van envejeciendo, y esto es un riesgo también para la salud, porque puede, por ejemplo, aumentar el número de caídas y sus casas no están adaptadas, con lo cual también tenemos. Sabemos si puede tener consecuencias, sobre todo en las edades más avanzadas. También tienen menos posibilidades de autonomía en los desplazamientos porque tienen menor proporción, por ejemplo, de móvil o de ir y dependen más de transportes públicos, depende más de la ciudad de los demás para poder acceder a servicios sanitarios sociales, y esto, evidentemente, también es un hándicap para ellas aún más en el medio, en el medio urbano, el medio rural y urbano. Bueno, la multiplicidad de roles y la construcción de su identidad femenina como sedes para otros. Esta idea que habéis hecho muchísimos errores del feminismo ha incidido, una Inassa a lo largo de toda su vida y fundamentalmente ha tenido una repercusión muy negativa. Por qué? Pues porque fundamentalmente la doble o triple jornada, entre el trabajo remunerado, el trabajo doméstico, más los trabajos de cuidado, todo esto ha tenido unas consecuencias en el estado de salud. De hecho, la última encuesta que se ha hecho en Europa sobre el uso del tiempo evidencia que las mujeres de entre siete 10 horas más a trabajar a la semana que lo somos, por lo tanto todavía eso va a suponer una carga sobre los cuerpos. Es imposible pensar que eso tiene consecuencias sobre de hecho, una de las cosas que se demuestran en los estudios sobre los tiempo, que las mujeres mayores, todas las mujeres mayores duermen dormir, es muy saludable, pero si menos es porque tienen que hacer más cosas, más trabajos y desempeñar más roles que los hombres. No, además, las mujeres mayores siguen siendo especialmente proveedoras de atención y de cuidados. No solamente lo han sido durante toda su vida, nos al cuidado de toda su familia, posiblemente de Mari Luz Casal o de sus hijos, de sus padres y suegros y madres y suegra, de personas con discapacidad de su entorno. Ellas lo han hecho siempre su vida, pero lo siguen haciendo a una hora. De hecho, las abuelas son señaladas como el principal recurso de la empresa, y lo siguen siendo, al menos hasta la edad de 80 años. Por lo tanto, los estudios lo que hemos visto es que las mujeres mayores contribuyen más servicios de cuidados de los que reciben. Esta idea de que ellas son más atendidas en cuidados de lo que ella están, no lo muestran los datos, no muestran ninguna investigación y masa 18 pone en evidencia que las mujeres mayores siguen prestando más cuidados al entorno familiar de los que reciben, especialmente los abuelos, contribuyan al cuidado, pero mucho menos las abuelas y interfieran menos, con sus hábitos y sus costumbres habituales, por lo tanto, esto hay que ponerlo en valor, al menos hay que decir, como las mayores siguen contribuyendo al desarrollo de sus familias y al desarrollo social. Sin embargo, tiene un efecto negativo, tiene consecuencias muy negativas sobre su salud, porque, evidentemente tiene una sobrecarga y tiene una falta de oportunidades para poder disfrutar de su tiempo. De hecho, una de las cosas que se ha visto en estudios de cardiopatía es que tienen más probabilidades de demorar la prevención y tratamiento de enfermedades crónicas, entre ellas las cardiopatías por el hecho de que son cuidadoras y posponen en muchas ocasiones el médico o el atender este tipo de patologías. De hecho, se hizo un estudio para demostrar que, por ejemplo, la lumbalgia y determinados dolores parecido es una auténtica enfermedad profesional del profesional de profesionales pero también en el ámbito informal, y lo que observamos es todavía cómo se infravalora la importancia que dado y cómo no se entiende que el juzgado tiene consecuencias de estar. Cuidado. Tiene graves consecuencias sobre la salud de las bandas, y eso es algo que todavía tenemos que seguir poniendo en evidencia, y de hecho, Antonio Guijarro, que es un cardiólogo español cordobés estudió síndrome de la esclava que después aceptó la oed, viese años después y ya a nivel internacional y el encontró a su consulta y mujeres mayores y le decía fundamentalmente que a la cabeza son ahora dolores. En la musculatura migrañas y fatiga crónica y decía al principio desde una mirada de la vista. Yo pensé que esto les pasaba por que eran mayores, pero empezó a deconstruir su biografía y dijo. No todas las mujeres que me vienen a las edades cuentan lo mismo, pues además de la síntoma y la biología, voy a atender a maniobra, y ese empieza a preguntarles a estas mujeres y ha añadido que observó y comprobó que era una sobrecarga enorme de cuidado, no solo de nietos y nietas, sino de otras personas, a veces dependientes o a veces no dependientes, porque en ocasiones sus maridos o personales, autónomos, dependientes, pero les prepara la comida y es decir, que hacen una prestación de cuidados. Por lo tanto, es muy importante esta idea de ir a la biografía, y no solamente al sí al síntoma, o a la biología, porque es la única manera de saber qué es lo que les está pasando en sus cuerpos. También tienen peor acceso a las prestaciones de la Dependencia debido precisamente a la construcción, que tienen ellas, que tenemos nosotros y que tienen las personas profesionales que trabajan en el ámbito sociosanitario, de que son muy buenas, esporas de lo doméstico y que son muy, muy autónoma. Si son autónomas que nietos y nietas con el cuidado todo el mundo, pero el ver las mujeres autónomas hace que no se movilice ni los servicios sociosanitarios ni los servicios sociales ni la familia pedir ayuda para eso. Yo estuve haciendo trabajo en servicios sociales durante 11 años observando este día y vimos que había una discriminación por género la prestación del servicio y domicilio o de comida a domicilio, a que mujeres mayores lo recibían en mucha mayor medida los hombres, porque como no han sido nunca precisamente personas que se hayan ocupado de estas cuestiones, en cuanto se quedaban ni unos, por ejemplo, la familia movilizaban inmediatamente los nuevos servicios y los servicios sociales. También se lo tanto, que es lo que sucedía realmente. Hasta que las mujeres no llegan a edades muy avanzadas y a mostrar dependencias, no son realmente no reciben las prestaciones, que debería ir al bienestar para mejorar su situación, su su sur, su modo de vida y que podría dejar de tener que hacer tantas cosas como tener a casa. Si, por ejemplo, recibirán ayuda. Otra cosa que conoceréis y que sabéis perfectamente. Las mujeres tenemos una esperanza herida mayor seis años más que los hombres, pero nuestra vida con buena salud y sin enfermedad crónica es menor debido fundamentalmente a muchas de las cosas que estamos viendo. Las mujeres se enfrentan a más riesgo de pobreza, violencia y ahora eliminación a falta de apoyos, es decir, que las mujeres vivimos más, pero de hecho, en España, los 65 años, el 58 con dos por 100 de los varones, tiene un horizonte de vida sin discapacidad, frente al 46 con uno de las leyes, especialmente. Además existe una sola sobre representación femenina, la población que supera los 80 años y es cuando más o menos se entiende que uno puede empezar a necesitar verdaderamente apoyos, y es ahí donde deberíamos situar, que realmente son las mujeres mayores las que necesitan fundamentalmente esta prestación de asistencia, y estas divergencias tienen una especial interés para las mujeres porque implican las necesidades que habría que abordar de manera que deberíamos tener mucho más perspectiva de género a la hora de la prestación de estos servicios. Bueno, los problemas surgidos, además a lo largo de la historia y los eventuales abortos inseguros, violencia, problemas psicológicos, no tratados, todo tipo de trabajo fuera de casa y de cuidado dentro de casa, es decir, jornadas inmensas, menores, recursos formativos y económicos. Todo esto hace que tengan una una repercusión muy grandes de su vida, y esta cantidad de año sea se ha demostrado. Se ha comprobado y se acompaña de movilidades especialmente dolores articulares, que normalmente siempre se había pensado que era una cuestión biológica, una cuestión que eran mujeres que llegaban a las avanzadas, pero ahora sabemos que no solos, sino porque arrastran toda una serie de dificultades de discriminación, de desigualdades y de costes sobre su cuerpo, que es un sumatorio, cuando llegan bueno también y lo conoceréis muy bien, la percepción subjetiva de Estado es peor en el caso de las mujeres, de los hombres, a todas las edades, pero especialmente cuando son mayores, y las mujeres mayores relatan más malestar y sus maneras de expresar. Estas quejas también son muy diferentes en caso de las mujeres fundamentalmente habla de dolores crónicos, es como un triple en el caso de los hombres. Sobre todo, el dolor fatiga crónica, en mi caso, otra cosa importante, la actividad física, por ejemplo, la realiza menos las de los hombres cuando sabemos que es un factor de protección en el envejecimiento. Y por qué es bueno? Pues los obstáculos están fundamentalmente en que han dedicado toda su vida a muchas cuestiones, a muchos trabajos, muchas tareas de cuidado y alguna hora siendo mayores lo siguen haciendo. Por lo tanto, tienen poco tiempo para dedicarse a sí mismas, entre otras cosas, para hacer actividad física también hay barreras en la habitación; se las ha educado menos la importancia que tienen actividad. De hecho, hace muy poco unas alumnas de un máster, hacían un estudio sobre niñas y niños en parques infantiles y veían cómo los niños se mueven mucho más y las niñas suelen entender a moverse y también a estar hablando entre ellas, eso. Y por qué hacen eso? Porque ven que sus madres también lo hacen cuando están cuidando, mientras sus padres fundamentalmente mirando al móvil o distraídos de manera individual. Por lo tanto, socializan de manera inconsciente y lo seguimos haciendo todavía, y también hay otra cuestión importante de las mayores de la vida. Cuando hacemos estudios ellas consideran que tienen menos capacidad para hacer actividad física, por lo tanto el género también. Otra cuestión importante es un fuerte determinante de la salud mental. La mujeres mayores presentan un riesgo elevado de depresión relacionado en parte con menos oportunidades de educación, empleo con todo lo que estamos viendo, evidentemente, y las tasas tan elevadas, que tienen de depresión, y deberíamos investigar todavía mucho más, porque hay una interacción muy fuerte entre los roles que han desempeñado a lo largo de la vida, la sobrecarga que han tenido durante su vida y este sentimiento que tienen. De hecho, una de las cosas que se ve poco después es la que se tiene precisamente sobre la depresión. Otro aspecto es la violencia de género. Bueno, muy bueno, poco más deprisa a la violencia de género, tiene grandes consecuencias y está muy poco investigaban las mayores. Hace muy poco acabo de publicar una investigación que hemos hecho precisamente sobre empresas mayores, porque casi siempre la violencia de género en mujeres jóvenes como a cargo de menores bueno, esto que hace, pues, evidentemente invisibiliza el que haya. Mujeres que llevan a veces 30, 40 50 años pidiendo violencia, todo tipo de violencia, no solamente psicológica, todo tipo de violencia, con las consecuencias que esto tiene, evidentemente sobre de hecho en esta investigación una de las cosas y veíamos crónico lesiones que había habido a lo largo de la vida, discapacidad que había, se había provocado a través de la violencia, problemas de movilidad, estrés, depresión, trastornos del sueño, todo este tipo de cosas, las mujeres mayores que habían sufrido violencia de género y en mayor medida que mujeres mayores de sus mismas edades. Por lo tanto, está claro que esa violencia tiene unas consecuencias muy graves sobre su salud y deberíamos evitarlo y deberíamos hacer muchas más campañas para interpelar a la sociedad su conjunto y a ellas mismas, para que también sean capaces de identificar lo que les pasa muchas veces no lo identifican por cómo ha sido la época en la que han sido la división sexual del trabajo, las misión, pero también en los profesionales que las atienden, que normalmente, si les van contando todas estas cuestiones de dolores y de malestar, piensan que esto es porque son mayores y no violencia cuando sería imprescindible. Bueno, yo no sé es que me queda poco tiempo y dije. Algunas de las principales quejas que vemos que manifiestan a mujeres mayores de salud son artrosis, problemas neumáticos, mala circulación a que las migrañas, dolores de cabeza, fibromialgia y depresión, que es lo que os decía. Esta depresión exógenos es tres veces superior a las mujeres en los hombres, mientras que la endógena te reparte a partes iguales del 10 por 100, más o menos. Si esto es así es porque hay toda una construcción de género detrás. En primer lugar, todo lo que estamos viendo, que cargamos sobre las mujeres y evidentemente parte de esa depresión, sea por las vidas que llevamos las mujeres y especialmente cuando llegamos, pero también porque las mujeres van al médico y lo cuenta cuentan que están mal, cuentan todas sus dolencias y sus malestar y eso lo hace es que se medica decir en vez de atender es lo que hay detrás para sentirse en la situación en la que se siente lo que se le da a Bamako. Por eso, evidentemente, las mujeres mayores están sobre dedicadas, especialmente toman excesivos tranquilizantes y psicofármacos con el peligro que tiene, evidentemente para su salud y para su vida. De hecho fijaron una cosa, los hombres que parecen en menor medida de presión, pero se suicidan más, y eso será el simple y llanamente por una cuestión de género. Los hombres cuentan menos lo que les pasa y precisamente porque cuentan menos lo que les pasa se suicidan en mayor medida. De hecho, el descuento de personal, cuando mi padre se quedó viudo, yo le dije papá cuentas, el médico le ha contado el importe al que le importa porque te va a pasar factura a mi padre. Al año de quedarse viudo perdió 12; si no hubiera dicho al médico que se había quedado viudo, hubiera hecho todo tipo pruebas, pero evidentemente sabía el médico que estaba en un proceso de duelo y estaba sufriendo también bueno para ir un poco cerrando porque veo que ya se echa encima las intervenciones sanitarias también. Evidentemente son bastante. No son todo acertadas en el caso de las mayores, porque a veces se las deriva menos especializados o incluso a servicios que implican hospitalizaciones, entre otras cosas, porque las bandas al médico de atención primaria atiende más, hay se deriva menos a especialistas y también porque ellas están sobrecargadas de atención y de cuidado, y son las primeras que aplazan y retrasar las cardiopatías. Como decía antes, están peor en el caso de las mayores, en el caso de los hombres y ya para terminar, existe una laguna de conocimiento en los determinantes de salud de las empresas, debido a tendencias de los estudios clínicos a centrarse sobre todo en varones en personas jóvenes identidad y esto supone evidentemente y las mujeres mayores tienen menos posibilidades de beneficiarse de los resultados de investigaciones sobre las enfermedades, ya para concluir, simplemente deciros que es imprescindible superar el modelo biomédico en la vista y que evidentemente no tiene una perspectiva de género, lo que hace es medicalizado en exceso a las mujeres mayores, no visibilizar que gran parte de lo que les pasa les pasa lo que han vivido durante su vida y por lo que está ; por lo tanto, es imprescindible adoptar un enfoque de género y de pulso, vital en el ámbito sanitario y sociosanitario. Los modelos de socialización producen una sobrecarga física y emocional y tenemos que tenerlos en cuenta a la hora de enviar las alumnas. Por lo tanto, es necesaria una formación en perspectiva de género y en envejecimiento y en el ámbito sociosanitario, para entender como de construir estas desigualdades, como poder apoyar a las mujeres. Yo, cuando he hablado con personas del ámbito sanitario y les digo que saber los recursos sociales que hay alrededor de las mujeres, podéis recomendar ir a un centro de mujeres, a un espacio de igualdad, hay muchos recursos y no son médica, pero sí dar opciones para poder salir a veces, realidades que son muy cerradas en el ámbito doméstico y que les genera muchas sobrecargas y muchas desigualdades. También se necesitan más recursos públicos, evidentemente para la atención a la dependencia, menores para liberar el trabajo doméstico y para terminar, creo que se necesita cambiar el modelo biomédico en el que estamos a para ir a un modelo mucho más vivo ético, feminista, y que tenga en cuenta todo el curso de la vida para atender la salud de las mujeres. Es una especie, iba mucho más, pues nada, lo dejo aquí para no alargar más, y si hay muchísimas gracias. Muchísimas gracias. Seguro que si hubiesen obtenido tres horas contigo lo deseamos. No hubiesen dado bien esas tres horas. Muchas gracias, y yo creo que la conferencia ha abordado, temas de multitudes, de asignaturas de más y nada solamente darte la relación con nosotras y con esta estatal, y nada dejamos abierto el turno de preguntas. Mientras preguntan, lamentó haber tenido que ir tan rápido. Me he dejado muchas cosas en el tintero, pero 50 minutos dan para lo bueno. Espero al menos haber sido suficientemente clara en las que se haya servido buenas olas, Mónica y Lola buenas tardes, me ha encantado la presentación mí me va sobre la mujer mayor, y la sexualidad lo había abordado desde un modelo vio psicosocial y dándole la importancia, pues los factores psicológicos y a los factores sociales, sobre todo cuando has dicho lo mandado de género, cómo influyen las mujeres y sobre todo tener una menor educación, y todo eso? Claro, pensamos ya. En mi madre, por ejemplo, estudia por qué estudió su hermano y en una familia que no hay dinero, que no sólo ya de 80 años ni nada. Nada. Me gustaría preguntarte cómo ha trabajado con ella y eso puede como consejo y se han salido algún tema con ella sobre la sexualidad hablando con ella debido a la debido a la unión. Con mi tema, estudio sabe que si ha salido algún tema relacionado con ello y lo que te han comentado, si para ella era era era difícil. Ahora supongo que sí porque a mí a veces me cuesta y abordarlo desde dentro, desde otra perspectiva. Entonces, pues no sé si me podía aconsejar o en algún consejo que seguro te mira. Yo te diría que en la vanguardia. El periódico La Vanguardia acaba en una campaña no se hiciera en los medios. Ha hecho una campaña con personas mayores porque dicen. Para visibilizar que la sexualidad también se tiene a todas las edades, la campaña de índice hace algo que entonces una periodista se llama Romina Vallès y no una, unos reportajes muy interesantes que te recomiendan entrevistó, y, bueno, una de las cosas que yo creo que tenemos, que ya que sería complicado no podrá abordar ahora, pero sobre todo tenía una mirada muy amplia de lo que significa la sexualidad y. Pero, al mismo tiempo, vimos una sociedad totalmente céntrica, y esto determina que la normativa ha determinado muchísimo, como entendemos más suavidad, a lo largo de todas las ciudades, y cuando llegamos a la vejez, pues, evidentemente, eso tiene muchas consecuencias, especialmente para los hombres, porque, evidentemente, si no pueden tener una erección y vivienda a una sociedad céntrica, pues si esta semana parece tener muchas consecuencias para ellos, porque al final sufren mucho, era, y la viagra éxito que ha tenido, yo tenía que escuches, te atrevas a preguntar, y que escuchen, porque cuando yo he dado talleres de sexualidad con personas mayores, tienen bastante menos vergüenza, que creemos que cuentan una anécdota, con una pareja en un taller que decía que ellos se levantaban por la mañana, desayunaba, se bañaban con aceites, y con sales se dedicaban y se metían desnudos en la cama, a tocarse y a disputar, y decir. Qué gusto tocar tuviera envejecida que gusto, en esas que yo no tenía esa idea de la piel, no de que la sensualidad y a mí esa anécdota me pareció maravillosa, y había gente en la sala que decía, lo hace por la mañana y por unas veces llegamos Llegamos a nada, pero nosotros discutamos, no es y de hecho también trabajé por ejemplo, la sexualidad en una residencia de los caminos y ellos decían que en la entrevista a cuando entraban personas mayores a residir preguntaban de todo, pero nunca se les había ocurrido preguntarse si serían personas teniendo deseos, eróticos deseos sexuales y que no iban a incluir en la entrevista porque consideraban que era tan importante para la salud como podía ser hacer ejercicio, dormir bien comer y verduras, y de hecho estaba muy abiertos a la idea de que pudieran practicarse sexo, consentido en aquellos lugares incluso se habilitará un lugar en la residencia para practicar sexo. En ese lugar no. Yo creo que lo que hay que tener una mente muy abierta y entender que incluso la sexualidad puede mejorar con esta idea de que siga si todo empeora con la edad pues también es un estereotipo negativo. Puede mejorar. De hecho, para muchas personas con las que yo he hablado y el jurista ha dicho que ha mejorado porque ya han sido más capaces de hablar de lo que me gusta, lo que no me gusta. Como me gusta manera de romper un poco mitos, estereotipos y de una sexualidad menos olímpica, más sentida, más tranquila, más íntima y entender que la sexualidad también es, pues eso, estar desnudo frente a la persona que te apetece o tú mismo disfrutando del cuerpo si nada más no. Entonces, yo te diría que tengas una mente muy abierta de lo que significa la sexualidad porque puede ser algo maravilloso o pueden ser, depende mucho de cómo ha sido a lo largo de la vida, pero también mucho de cómo reflexiones cuando ya eres madre, por ejemplo, la lideresa de Villaverde que son mujeres maravillosas. Aquí en Madrid ellas tienen una, una programa de radio, los nueve o me hoy o Mt Radio y hablan de estas cosas. No hay muchas. Dicen que han descubierto mayores, pues la masturbación, el orgasmo y que ahora ya sea liberado en muchas cosas que para ellas, así desde entonces, que para muchos también la sexualidad no está siendo una oportunidad, pero yo creo que hay que verlo desde ahí también te digo, señora mayor, y que había sabido estar casada, había tenido hijos y que decidió en un momento dado vender su casa en Madrid se puede ir a Benidorm y allí descubrió el amor con una mujer, no, se lo ocultó a su familia porque pensó que nunca iba a entender que ella primero siguiera teniendo deseos sexuales y que entonces yo creo que es muy importante también para que nos esté escuchando, entender que la sexualidad de nuestros abuelos y abuelas y personas mayores que estaban alrededor puede ser muy, muy variada y tenemos que darle las mismas oportunidades que tenemos. El resto en esta idea de la liberación de las expanda. Muchas gracias. Nada. Muchísimas gracias a Mónica. No sé si tenéis alguna pregunta más que quiera ir. Comentarle aprovechar ahora que la tenemos aquí en directo. Bueno, yo no sé si es una pregunta realmente, pero simplemente decir que me ha gustado todo lo que has dicho es una sensación muy interesante, pero lo de las pensiones no contributivas cómo se puede dar un porcentaje tan alto de mujeres mayores que tengan pensión no contributiva ha comparado con el hombre que va bien bajísimo, pero como a día de hoy pueden seguir siendo tan bajas, cuando realmente se ha comprobado que el cuidado informal que ellas hacían y el haber podido contar con una persona que que llevará el cargo de una familia tan grande como antes, porque había mucha familia de niño, mucha familia numerosa, muchas más que ahora todo el gasto, que eso ahorro a bueno a la propia familia por no tener que comprarlo o pagarle a otra persona para hiciera cargo o incluso al Gobierno, el gasto público entonces no se ha demostrado, y aún así esas pensiones para esas mujeres siguen siendo tan baja. No sé si hay plan de simplemente se van a extinguir y ya volveremos otra vez a las mujeres que ya se incorporaron al mundo laboral y pensiones. Yo debería habría abierto un menú muy grande. Por un lado estas pensiones filas, obra, no solamente es que ellas han estado en el ámbito doméstico, es que muchas han estado en el ámbito laboral, pero sin en el ámbito urbano y en el ámbito rural. De hecho, muchas mujeres eran titulares de las explotaciones agrarias y rurales, pero, y trabajaban de sol a sol en una entrevista a mujeres del medio rural. Les decía que has trabajado y he trabajado y decía. Bueno, cuéntame tu día me levanto a las seis de la mañana al campo. Ayudó a mí a mi marido, lo vengo a casa. Preparar la comida, luego ir paso a conserva. No voy a la tienda, no sé cuál era la levadura y las trabajadoras cobran unas cobrado por trabajar. Entonces, el problema es que esas generaciones, que ahora son mayores, han trabajado muchas de ellas. Han trabajado en el mercado laboral sin tanto. No tienen derecho a pensión de jubilación. Las que sí lo han hecho lo han hecho y saliendo del mercado laboral, a veces con suspensiones, son más bajas que los hombres, pero yo te diría. No es que no quiero quedarme con algo negativo, pero todavía sabio. En él. Las cuentas nacionales no tienen en cuenta el trabajo reproductivo. Solo tenemos en cuenta las feministas. Las economistas feminista a las las económicas las las feministas que se dedican al análisis del trabajo y de todas estas cuestiones son las que el trabajo de más trabajo y que hay que incluir una las cuentas nacionales y cuando se incluye el trabajo y trabajo y Moisés, suma lo que se demuestran. Que las mujeres somos mucho más productivas para el sistema, pero no se visibiliza porque hay una sencilla bajo el cuidado todavía, y en eso está el feminismo, en darle una dimensión social y política, porque si no, seguiremos y se siguen haciendo todavía a día de hoy políticas públicas para que seamos las mujeres las que con la vida laboral familiar y la conciliación no tiene que ser, tiene que ser de la sociedad. Si eso no lo cambiamos. Definir vuestra generación es mucho más jóvenes que yo. Seguiréis pagando las consecuencias de que estáis cuidando, estáis trabajando en casa cuidando de menores y, además trabajando. Entonces, esto es algo que tenemos que seguir denunciando en todos los lugares, porque realmente sin cuidado, los hermanos o dependientes y el cuidado nos permite sacar adelante a lo largo de toda la vida, pero quienes sí tienes más lo hacemos Almodóvar, Óscar tanda, el tener que hacer un trabajo, no porque las empresas no nos ayuden también a nuestras parejas. También hay que implicar a los hombres para criticar las políticas de las empresas y a los hombres. Sea durante la pandemia se ha hecho un montón de estudios, que han demostrado que las mujeres de más alto ven las mujeres científicas han publicado menos que los hombres las que estaban casadas con hijos han asumido mayor cargo de entonces. Nos tenemos que hacer una revisión todavía las mujeres y decir. Los hombres tienen que dar y tienen que ir el cuidado. Eso es su es su cabeza desde que desde que ya son jóvenes tienen que entender que el cuidado, si van a querer tener una familia, va a formar parte de su vida, la tengan o no la tenga, tengan cuidado de menores o no las hemos visto con los últimos estudios. Yo estoy ahora sobre la mujer en el mercado laboral, y una de las cosas que vemos es que los hombres entre los 30 50 años aportan más, pero luego no aportan y los aportan a menores, pero no nos aportan a sus padres y madres, no aportará otras personas. Es decir, que si ahí están dando un poco de cuidado, pero hay muchos más cuidados edad dijeron que yo en ese, y más de mi parte tratas de visibilizar lo que contribuye a las mujeres mayores, con su cuidado, a que el resto de miembros adultos de sus familias, puedan estar en el mercado laboral, y lo hemos comprobado que las mujeres siguen aportando cuidados hasta los 80 años, cosa que no hacen los hombres, cosa que no hacen los hombres. Por lo tanto, como no vamos a ver que después tienen peor salud es imposible, porque en un momento en el que ellas deberían estar tranquilas y cuidados a sí misma, siguen cuidando de los demás. Es esto? Yo creo que tenemos que hablarlo mucho y se habló mucho para que realmente deje de ser una tarea totalmente limitada, como sigue Simba Makoni. Gracias a trámite, muchísimas gracias a Mónica una pena que no podamos disfrutar durante mucho tiempo, pero le vamos a dar el paso a Bale para aquella, la última la última pregunta y por desgracia no vamos a poder aprovechar porque tenemos que dejar las jornadas, pero seguro que Beatriz tiene una buena intervención y una buena pregunta. Beatriz. Cuando quiera, no quería comunicar agradecerte un montón que que haya venido, que las acepta, porque ha cubierto todas nuestras expectativas y porque además es raro que se hable de la mujer en mayores y que se toda la realidad que ya tienen que que que es mucho más compleja porque se suma al reto de ser y que tan importante como es un poco también mi tema, lo del envejecimiento y la enfermería del envejecimiento, pues estoy encantada de hoy y es verdad y quería decir dos cosas que se me ocurren rápidamente, porque me encantaría poder estar haciendo mucho tiempo, que es lo último que ha dicho. No solamente la mujer es mayor en los 80 años, que cuando lo hacen, nadie lo ve y cuando un hombre mayor cuidado, todo el mundo y todo el mundo lo ponen en evidencia todo el mundo lo pone en valor y eso contribuye a que se siga manteniendo esa brecha tan grande que hay entre entre ellos y nosotros, no, cuando cuando ejercen el cuidado en un cónyuge mayor que cuida a su mujer, pues es un montón y se dice que buena persona es y bien lo está haciendo con esta mujer no, y cuando una mujer mayor cuidado pues solamente se visibiliza cuando no lo hace bien o cuando deja de hacerlo, porque, oye, tendría que haber estado cuidando a su marido y que valor que lo ha metido en una residencia vale en 80 años es una cuestión y luego cuando se habla de la actividad física y la mujer, pues estamos trabajando. Sobre las mujeres mayores. Las cosas que no salía era ya nunca se elige en la primera. Por lo tanto, como los elige la primera, pues lo que eligen cuidar de los demás y cuando terminan de cuidar de los demás no tienen ni energía y fuerza para poder irse. Hacer actividad física no porque siempre prioriza la necesidad de la propia. Eso también es una cosa que nos ha salido como resultado y que es interesante. No es tan alta cuando hablamos de empoderamiento en las mujeres mayores? Pues el empoderamiento de empresa, a trabajadores de la participación social no, pero lo que nos da, estamos viendo también nos da. Lo que tenemos es que la principal laguna que tenemos dentro del empoderamiento de las mujeres es la autovía, y el autocuidado lo tenemos absolutamente olvidado? No hemos sido capaces de incorporarlo la participación social un poco mal, pero seguimos teniendo esa laguna de Soleá auto? Elegir, no priorizar? No te de decir bueno que yo también estoy aquí que en mi necesidad era un poco eso. Yo estaba con mi intervención, porque realmente lo que lo que observamos es que sea de que las mujeres han naturalizado que esa forma ere? Entonces, cómo no van tan cuidado como hijas como hermanas, como madres? Como no lo va a hacer como abuelas, de que el no hacerlo el decir no es lo que para ella supone un cuestionamiento de todos sus roles de género, pues eso no lo pueden hacer si no están más que en entornos sociales comunitarios de igualdad, entre todos reflexionan, cómo estamos y por qué hemos llegado, y por eso yo siempre les digo a profesionales como vosotras y a cualquiera que intentáis que las mujeres salga de sus entornos domésticos, porque las mujeres empodera cuando están con otras mujeres en entorno fuera de casa, reflexionan, piensan poner en valor, y claro. Imagínate si la sociedad no habitualmente el valor de las mujeres todavía tiene menos valor en ellas porque lo tienen totalmente interiorizado, como algo natural. Yo hace poco me decía. Una de estas de que se llama Carmen Martín. Una de las líderes ya ha dado pasos muy importantes y sabiendo decir que no era la primera muchas cosas, y ya lo que lo último y definitivo va a ser que yo ya no voy a hacer, me parecía una anécdota que parece padecer. No lo merecido, que no voy a hacer más el cordero y se me muy bien las croquetas, aunque se mida muy bien a partir de ahora. Yo me voy. Voy a hacer un poco lo que me dé la gana y que me quieran como abuela, pero un poquito y si me quieren menos, porque ya no soy tan buena, tampoco han querido. Yo creo que esto va de chascarrillo, pero sí que es una de las cosas más importantes que yo, por lo menos le trasladó cuando trabajó con administraciones públicas, que traten de hacer campañas de visibilización de la importancia de la contribución de las mujeres en general, pero si no lo que hacemos es muy difícil que nosotras, porque lo no es porque crees que tienes que hacer las cosas, por ejemplo, más importantes en la violencia de género es visible y que las mujeres mayores también lo sufre, porque, si no ellas no se sienten interpelada, no ese trabajo de visibilización es muy importante, estoy totalmente de acuerdo contigo, y ellas, desde luego son totalmente series para otro. Primero es atender a todo el mundo y ya veréis lo que dice. Estoy cansada, lo que me faltaba era encima, era o ya. Mucho trabajo. Muchas gracias, Mónica, y muchas gracias a la pregunta, y voy a dar paso a Namibia, quien ha pedido por privado, que quiera hacer una pregunta, y ya de paso cuando terminé de contestar, pedimos a Mónica y Ana acogerá la de la mesa redonda que continúa. Muchas gracias. Gracias, gracias y Mónica un placer escuchar, desde luego vamos además el barrido y la panorámica que has hecho de la exposición del problema y los problemas que hay. Me han encantado, desde luego, pero yo quiero preguntarte una cosita más, es decir, no voy a hacer ningún comentario, preguntarte el hecho de transformar el modelo biomédico a ese envío ético -feminista? Lo podemos posicionar a diferentes niveles, creo yo. Entonces claro, a nivel de política nacional supongo que también habrá modelos para poder copiar de otros países que más sencillo copiar lo que funciona, que empezar, de cero luego, sobre todo a nivel local, que es lo que tenemos a nivel de gestión, para poder cambiar ahora, que en el Sistema Nacional de Salud más el ámbito sociales. Es cierto que nosotros vamos a visibilizar y la vamos a tener presentes siempre que estamos en nuestro vida social, en nuestra vida personal y en nuestra vida profesional. Pero, claro, lo que realmente a nosotros nos importa es ahora que estamos viviendo sobre la mesa un cambio de modelo de atención al paciente, de transformar la forma de atenderlo. Quizá te pregunto. Es el momento de enfocar ese modelo que se quiere empezar a movilizar? Se está trabajando ya sobre el y el enfoque de modelo sentado en el paciente, pero en esa perspectiva de género se va a ser la brecha esa para poder acercar realmente y tener a las mujeres presentes en la atención clínica? Pues es que has dado. La clave es que si no hacemos si no lo hacemos ahora, cuando lo vamos a hacer, si no lo hacemos ahora, como estáis las personas, mujeres que estáis en el otro lado de la mesa del paciente, cuando leía el otro día un artículo de una enfermera que los llaman bordado, para darle un nombre, pero deberíamos decir así no se puede trabajar y si dijéramos así no se puede trabajar. Entonces entenderíamos que estamos agotadas las médicas y las enfermeras, porque además de hacer el trabajo que hicimos y tratar de hacerlo todo lo bien que lo queremos. Además tenemos conciliar, tenemos que seguir intentando prosperar dentro de nuestra carrera profesional, es decir, el modelo, la perspectiva de género, a todo Mourinho a quienes trabajan en él y a quienes hacen se atienden es el perfecto momento para hacerlo porque realmente al final tienes delante de personas que han pasado por situaciones de desigualdad y hombres y mujeres pasan por situaciones diferentes, y si no tenemos esa perspectiva Adelante, Podemos, biología y situaciones que en realidad no se deben a la biología, se deben al tipo de vida que tienen estas personas, es decir lo que hacía este cardiólogo, y yo me quedo una señora mayor que le duele la cabeza, que tiene sondeos que está casada por lo que le voy a darle, una pastilla para que podamos ir, pero si esa señora lo único que le dio una pastilla, sigue cuidando de sus nietos, pues la poca honestidad haciendo porque me vendrán un año todavía. Pero al final lo que tenemos es lo que pasa. Es aquí donde éste tiene siete minutos para atender a cada paciente, donde se claro, todo es muy complicado, pero yo creo que cuanto más formación en perspectiva de género, más fácil al final es nuevo llevarlo a la práctica. En un despacho, en una consulta es mucho más sencillo, porque si no lo hacemos, primero la investigación no va a tener perspectiva de género, ya estamos viendo lo que sucede con las farmacéuticas, que solo quieren en cuenta, porque si tienen en cuanto a mujeres las tienen que tener en todos los ciclos vitales, y eso es mucho más costoso. No estaba para hombre, pare para mujeres gira el modelo médico. Decía eso no, que hombres y mujeres éramos igual. Luego las feministas dijimos que no, pero también hay cuestiones biológicas que los hombres no tienen la, la, la estación y nosotras, pero que caso diera a la Administración. Nunca se le ha dado ninguna importancia, no ninguna. La endometriosis no se ha dado ninguna importancia, ninguna, y cuando se le dio importancia a la menopausia para que para dedicarles para darla tres al final, cuando se ha querido se ha tenido una perspectiva en la que, de manera interesada se América se ha querido. Yo creo que es el momento para tener y aplicar una perspectiva de género, porque si no hacemos perdemos la batalla. Desde luego. Muy bien, muchísimas gracias, Mónica nada. Ha sido un placer estar con vosotras esta tarde y espero que nos encontremos en algún otro momento. El camino ya sabéis muy bien además del máster y demás muchas gracias gracias gracias gracias gracias gracias.

Intervienen

Monica Ramos Toro
Profesora Dpto. Antropología Social y Psicología Social. Facultad CC. Políticas y Sociología.Universidad Complutense de Madrid

Organizadores

Ismael Jimenez Ruiz
Coordinador Máster en Salud, Mujer y Cuidados
Maria Beatriz Lidon Cerezuela
Profesora Facultad de Enfermería

Propietarios

UMtv (Universidad de Murcia)

Publicadores

Ismael Jimenez Ruiz

Comentarios

Nuevo comentario

Serie: VIII JORNADAS PARA JÓVENES INVESTIGADORAS E INVESTIGADORES (+información)

Abordaje de la salud de las mujeres en su ciclo vital

Descripción

Se trata de la octava edición de las Jornadas para jóvenes investigadoras e investigadores que celebra el Máster en Salud, Mujer y Cuidados